Ser o no ser: Teorías conspirativas sobre la literatura (II)

La familia Brontë, nido de conspiraciones

Aquí hay unas cuántas, debido a ciertos aspectos de sus vidas que resultan curiosos para nuestra época, como la muerte en la juventud de todos los hermanos, Branwell (31 años), Emily (30), Anne (29) y finalmente Charlotte (38). La más famosa dentro de las conspiraciones relacionadas con esta familia, es que Charlotte asesinó a sus hermanas porque le hacían competencia. Hay quien cree que, a su vez, la propia Charlotte sería asesinada. Y para todos los fanáticos de Cumbres Borrascosas, ¿qué tal si el verdadero autor fuera el único chico de los Brontë?

Las hermanas Bronte

¿Charlotte Brontë, asesina?

Empezamos con esto. La teoría se planteó en un libro, cuenta que Charlotte estaba celosa del talento de sus hermanos y junto al que luego sería su esposo, Arthur Bell Nichols, los fue eliminando. Primero el varón y principal rival por su sola condición de hombre, Branwell. Luego Emily y Anne. Las tres muertes fueron consecutivas en un periodo realmente corto de tiempo. El libro afirma que los envenenaron.

Ahora bien, una amiga de Charlotte escribió otro volumen, en su momento, en el cual parece insinuar que Arthur era capaz de cosas bastante feas. La teoría sugiere que Arthur Bell mató también a Charlotte, para heredar los derechos de autor de las tres hermanas. Una buena cantidad de dinero. Sea cierto o no, ¿a nadie le parece curioso que Charlotte se casara con un hombre cuyo apellido habían escogido para el seudónimo de las tres? A mí me parece.

¿Branwell escribió Cumbres Borrascosas?

Es bien sabido por los amantes de las hermanas Brontë que tenían un hermano mayor, Branwell, cuya tragedia dio pie a que Emily escribiera su gran novela. De este hermano se ha dicho que era alcohólico, drogadicto, escandaloso, que le dio mil dolores de cabeza a la familia y acabó autodestruyéndose.

Pero otra versión de la historia lo retrata como un niño prodigio, un poeta mucho mejor que sus hermanas, el que las instó a escribir novelas y que fue dejado atrás por el talento de las otras. También se cuentan testimonios de que Emily era una persona pasional y temperamental y que quizás, al retratar al malvado Heathcliff, estaba en realidad mostrándonos su lado oscuro. Eso o, como dice la más acallada de las versiones… simplemente le robó el libro a su hermano moribundo. Yo solo sé que no sé nada.

¿Albert Camus fue asesinado por la KGB?

Vamos primero a dar los detalles del suceso. Ganador del Nobel de Literatura en 1957, Albert Camus murió en un fulminante accidente de tránsito el 4 de enero de 1960, a los 46 años. El autor, su familia y la de su amigo y editor iban camino de París. Camus, su esposa e hijos debían irse en tren, pero a última hora, él decidió que fueran delante mientras él hacía el viaje por carretera con sus invitados. Michel Gallimard, el aditor, iba conduciendo; Camus iba en el asiento del copiloto. Una llanta explotó, chocaron contra un árbol, el auto quedó destruido. El escritor murió enseguida, con el cráneo fracturado y el cuello roto. Gallimard aguantó cinco días en el hospital. Fueron las únicas víctimas mortales. Hasta ahí, lo que se sabe.

Foto del accidente

Sin embargo, en 2010, un periódico italiano, el Corriere della Sera, hablaba de asesinato. Según el diario, el eslavista Giovanni Catelli citaba una entrada de los diarios del checo Jan Zabrana, que se habría reunido con alguien próximo a la inteligencia soviética y le harbía confesado la verdad. Camus pagaba de ese modo su condena de la invasión soviética a Hungría y el apoyo ofrecido a Boris Pasternak para el Nobel. El accidente automovilístico habría sido orquestado desde Moscú. El supuesto espía o conocido de espías, con la lengua muy larga, ofreció detalles. Algún tipo de artefacto habría rajado el neumático que giraba a alta velocidad, por orden del propio ministro de Exteriores, Shepílov, a quien Camus había acusado de las muertes ocurridas en Hungría.

Ahora voy a citar un artículo de El País que salió en 2011, cuando el tema estaba fresquito:

La carretera era recta en aquel tramo. Los peritos hablaron de bloqueo de una rueda y de rotura de un eje. El médico personal de Camus llegó a reconocer que el estado de sus pulmones no le habría permitido hacerse viejo. A la luz del viaje tan casual que hiciera con los Gallimard y del zigzagueante retorno a París podría desestimarse la hipótesis del asesinato político. Aunque más casual y zigzagueante podían mostrarse los servicios secretos soviéticos.

Consultado acerca del asesinato, el biógrafo Olivier Todd se resistió a aceptar tal hipótesis. Sus investigaciones en los archivos secretos soviéticos no arrojaron indicio alguno que pudiese alentarla. Y, si bien un informe enviado por el Partido Comunista Argelino al Partido Comunista Francés y de allí a Moscú consignaba: «Hay que proceder a algunas depuraciones de agentes provocadores troskistas como Camus», ese informe estaba fechado en 1937.

Años después, en su libro Camus debe morir, Giovanni Catelli dio muchos más detalles del caso.

Habrá que conseguirlo y leerlo.

J.K. Rowling es un montaje

Otro gran montaje: J.K. Rowling

Esta es una de mis teorías menos favoritas. Pero bueno, existe y es bastante popular, así que. Supuestamente, J.K. Rowling tal y como la conocemos, es una testaferro, un montaje. Harry Potter, según esta teoría, es una saga demasiado “perfecta” en materia de marketing como para haber sido creada por un ama de casa aburrida. Se cree que la creó un equipo especializado en marketing, y se esconde tras el nombre de JK.

La saga, en efecto, parece estar pensada desde el título para ser un Best Seller, y el extremo detalle del worldbuilding, los miles de datos prácticamente que JK parece tener amarraditos por una pata, el hecho de que la autora fuera una desconocida en el momento en que creó semejante éxito y el hecho de que no haya podido escribir más nada que sirva después… También es cierto que hay un enorme aparato comercial detrás del niño mago, dedicado a sacarle el zumo a como dé lugar, y ese tipo de cosas siempre hacen sospechar a los conspiradores.

Pero hay que ver cuánta de esta idea puede ser obra de fanáticos disgustados con Rowling, negándose a aceptar que una mujer que les cae mal, haya escrito su saga favorita. Personalmente, no me gusta esta teoría, no la suscribo. Mi opinión sobre Rowling y su saga, pues… más adelante la sabrán, en alguna otra entrada.  

Un comentario en “Ser o no ser: Teorías conspirativas sobre la literatura (II)

  1. Vaya, sabía la teoría sobre JK Rowling, que no la creo en absoluto. Lo de la familia Brontë tampoco lo creo mucho pero habría que ver las fuentes. El caso es que siempre habrá quien quiera quitarle el crédito a alguien exitoso. Muy interesante. Saludos.

    Le gusta a 1 persona

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu sitio web con WordPress.com
Primeros pasos
A %d blogueros les gusta esto: